Jose Alvarado, armador de los Pelicans, literalmente se esconde en la cancha para forzar faltas y es lo más divertido

Jose Alvarado, armador de los Pelicans, literalmente se esconde en la cancha para forzar faltas y es lo más divertido

Basquetbol

Jose Alvarado, armador de los Pelicans, literalmente se esconde en la cancha para forzar faltas y es lo más divertido

By

Pareciera que ser chaparro en la NBA puede llegar a ser un arma de doble filo: puede ser una bendición o una maldición.

Claramente es una maldición porque eres más chaparro que todos los demás si tu altura es, digamos, 6 pies. De acuerdo, eres más alto que el humano normal, ¿pero entre tus compañeros? Podrías ser alguien de 15 años.

Constantemente vas a ser el foco de jugadores más altos al momento de estar defendiendo y en realidad no hay nada que puedas hacer. Algunas veces eres súper fuerte, como Chris Paul, y puedes salir avante de esa disparidad. Pero la mayoría de las veces eres alimento para todos ellos. Todo el mundo lo entiende.

Todo esto sonó terrible, así que tal vez se están preguntando “oye, ¿y entonces dónde está la parte de la bendición?”.

Jose Alvarado ya la encontró.

Traducción: Qué diablos. José Alvarado simplemente se escondió en la esquina dentro de la línea y salió disparado y fuerza una falta para Caruso.

 

Este compadre literalmente se escondió en la cancha, cerca de la banca de su equipo, y forzó una falta de Caruso. Es una clase magistral del engaño. Esto es increíble.

¿La parte más loca? No es la primera vez que hace esto. De hecho, lo hace bastante seguido; ya van tres veces en esta semana.

Traducción: Jose Alvarado hace esta cosa en la que se esconde en la esquina y después fuerza faltas/robos/entregas de balón y lo he visto hacerlo tres veces desde el domingo.
Vean lo lejos que corre en la última.

 

Este tipo es una leyenda, un genio, un ladrón. Una amenaza. Esto que hace es completamente brillante.

Está sacando la casta para todos allá afuera que medimos 6’0 pies, o menos, y nosotros estamos muy agradecidos. La gente alta va a tener que empezar a poner atención, si no, Alvarado vendrá a robarles sus galletas.

A nosotros nos encanta ver esto. Los fans también están felices de ver estos trucos de Alvarado.

 

Artículo traducido por Ana Lucía Toledo

Más

Más ParaGanar