¿Antonio Brown timó a los Buccaneers? No podemos ignorar su perturbador historial

¿Antonio Brown timó a los Buccaneers? No podemos ignorar su perturbador historial

NFL

¿Antonio Brown timó a los Buccaneers? No podemos ignorar su perturbador historial

By

No hay ni una sola razón para confiar en Antonio Brown. Ninguna en lo absoluto.

Como señaló Kyle Brandt, el host de “Good Morning Football”, el jueves, Brown es experto en manipular las conferencias de prensa. El receptor recién llegado a los Tampa Bay Buccaneers sabe qué decir para intentar simpatizar con todos los que lo escuchan. Pero Brown está diciendo lo mismo – exactamente lo mismo – que cuando recibió una segunda oportunidad con los Raiders (y, más tarde, una tercera con los Patriots).

Es inverosimil que quienes toman las decisiones en Tampa — y cualquier otra persona — esperen resultados distintos.

Traducción: Tengan mucho cuidado creyéndole a la m¡%$a de Antonio Brown. Es muy bueno diciéndola.

Cuando Brown llegó a los Raiders, comenzó causando alborotos en el vestidor de los Pittsburgh Steelers. “Yo traigo responsabilidad. Traigo acciones. No es lo que digo, es lo que hago”, Brown le dijo a los medios cuando llegó a Oakland. Pero por supuesto, desató también un desastre dentro de la organización de los Raiders.

Cuando ese breve experimento salió mal, fue entonces a Nueva Inglaterra. En ese momento, parecía el lugar perfecto para que el talento volátil entrara en cintura por primera vez en años – hasta que llegaron las acusaciones de violación y agresión sexual. Y la cosa no paró ahí. Se enfrentó a acusaciones adicionales de acoso sexual antes de enviarle mensajes intimidantes a su acusadora.

Traducción: Estoy aquí para mejorar todo a mi alrededor. Estoy aquí para ser una ola de energía, positividad y fuerza del buen. Un gran compañero de equipo y para sacar lo mejor de todos a mi alrededor, porque todos sabemos que esto no se trata solo de mi”.   – Antonio Brown en su conferencia de prensa de bienvenida a los Raiders.

Una cosa es dejar pasar sus berrinches y sus excentricidades. Una muy distinta es ignorar las acusaciones de acoso y agresión sexual. Conociendo su historial de decir todas las cosas adecuadas y hacer todas las cosas incorrectas – y presumiblemente cosas terribles – uno pensaría que los Bucs tendrían la inteligencia para evitarlo, aun cuando sea uno de los jugadores más talentosos de la liga. Pero esto es lo que la NFL hace por sus empleados más talentosos. La ética y la moral no importan mucho cuando un jugador mejora a su equipo.

Quizá Tampa Bay sienta que hizo su diligencia debida y ha decidido que Brown ha hecho lo suficiente para merecer otra oportunidad. Pero si todo esto se basa solo en sus promesas aparentemente sinceras pero vacías como en el pasado, entonces vamos por muy mal camino.

Artículo traducido por Gabriela Enríquez

Más

Más ParaGanar
Home